Obras de Donatello en Florencia

Uno de los grandes artistas de la historia

Donatello es uno de los padres del Renacimiento y uno de los grandes artistas de la historia. El maestro nos dejó su huella por toda la ciudad de Florencia, decorándola y embelleciéndola con el talento de un genio. Muchas de sus obras decoran los paseos de los florentinos por la mañana y, otras, dan color al viaje de millones de visitantes que disfrutan más de Florencia gracias a su legado. Veamos juntos las obras de Donatello en Florencia.

Iglesia Orsanmichele

Para decorar la fachada de esta bella iglesia de Florencia, fueron contratados varios de los mejores artistas del Renacimiento. Cada uno crearía estatuas de figuras religiosas que decorarían toda la fachada. Donatello fue el encargado de esculpir tres, que aún hoy podemos apreciar en la Iglesia de Orsanmichele. Obras de Donatello son las estatuas de San Jorge, San Marcos y San Luis de Tolosa.

obras de donatello
Estatua de San Jorge en Orsanmichele

Obras de Donatello en Florencia: Basílica de Santa Croce

La Basílica de Santa Croce guarda en su interior una de las obras más curiosas de Donatello, un crucifijo de madera. Y también, contemporáneamente, su amistad y rivalidad con Brunelleschi. Quien también realizó un crucifijo pero para la iglesia de Santa Maria Novella. Giorgio Vasari escribió que Donatello, orgulloso por su obra, retó a Brunelleschi a crear un crucifijo de madera mejor. Una vez visto el resultado, Donatello habría aceptado su derrota felicitando a Filippo Brunelleschi.

El David de Donatello

El David de Donatello es una de las esculturas más destacadas de la época… y de la historia. Una de las obras maestras de Donatello. Por lo diferente de la obra y por su maestría. Durante algunos años, la genial estatua decoró el Palazzo Vecchio para satisfacción de los Medici. Hoy se conserva en el Museo del Bargello.

Obras de Donatello en el Museo del Bargello

El Museo del Bargello es muy probablemente el mejor lugar de Florencia para admirar el talento de este artista. Bueno, el mejor lugar del mundo. Ya que el Museo del Bargello es el museo que posee más obras de Donatello. Entre ellas una de sus más famosas. Quizás, la más importante: el David.

Loggia dei Lanzi

Para impresionar al Papa Martín V en su visita en 1419, Florencia se encomendó a Donatello. Para ello, el maestro esculpió el Marcozzo, una estatua de un león que representaba la fuerza del poder del pueblo de Florencia. El Marcozzo gustó tanto a la gente de Florencia que, después de la visita del papa, esta estatua fue colocada en la Loggia dei Lanzi en la Plaza della Signoria. La que podemos ver actualmente es una copia de la orignial que se conserva en el Museo del Bargello.

Battistero di San Giovanni

battistero di san giovanni
Battistero de San Giovanni

Entre lo más importante de Florencia se encuentra el Battistero di San Giovanni. Uno de sus monumentos más antiguos y destacados. En él se dio una de las colaboraciones más bellas del Renacimiento: la de Donatello y Michelozzo. De este espectacular  encuentro nace la tumba del antipapa Juan XXIII, una de las obras más importantes del renacimiento florentino. De hecho el interior del Baptisterio, con esta magnífica obra y su preciosa cúpula, quedó convertido en una de las maravillas que podemos admirar en Florencia. Algo posible únicamente contando con genios como Donatello.

Obras de Donatello nel Museo dell’Opera del Duomo

El Museo dell’Opera del Duomo conserva una de las obras más maravillosas salidas de las manos de Donatello. Se trata de la Cantoría de Donatello, una gran pieza escultórica que en un principio estuvo destinada a formar parte de la Catedral de Florencia. En ella, Donatello homenajea y muestra su gusto por el arte clásico.

Curiosamente, en su época la obra fue muy criticada entre las altas esferas de Florencia, a las que disgustaron las representaciones de la cantoría. Como a menudo sucede con los genios, fue siglos más tarde cuando se apreció la magnitud de la Cantoría de Donatello.

Su tumba en la Basílica de San Lorenzo

Cosimo I de Medici, uno de los mayores admiradores de Donatello, era también el líder de Florencia y el ideador de crear en la Basílica de San Lorenzo como mausoleo de la familia Medici. Cosimo ordenó que cerca de su tumba se pusiera la de Donatello, para poder disfrutar del arte y la compañía del genio por toda la eternidad.

La tumba de Donatello y la de Cosimo pueden visitarse en el interior de la Basílica de San Lorenzo.

Sacristía Vieja

obras de donatello

Dentro del complejo de la Basílica de San Lorenzo se encuentra también la Sacristía Vieja, una increíble construcción creada por Brunelleschi y decorada por Donatello. Un nuevo ejemplo de colaboración y amistad entre estos dos grandes artistas. El resultado, como no podía ser de otra forma, sigue impresionando a miles de viajeros cada año y haciendo disfrutar a los florentinos día a día. La obra de Donatello decora el interior de la sacristía, donde pintó 8 discos representando escenas de la vida de San Juan.

Compartir
Share on facebook
Share on twitter